Sala Dingonatura.
Donde las votaciones son a pata alzada.